miércoles, 21 de septiembre de 2016

La Iglesia Católica en el restablecimiento de las relaciones entre Cuba y EEUU.

Por Juan González

Desde 1998, la Iglesia Católica, ha jugado un papel clave en las negociaciones diplomáticas para el establecimiento de las relaciones entre Cuba y EEUU.

El primer viaje de un Papa a la isla de Cuba luego de la Revolución, se produjo en enero de 1998, en aquel momento Juan Pablo II, pronunció aquellas memorables palabras que dicen: "Que Cuba se abra al mundo y el mundo se abra a Cuba".

Luego de estas palabras los avances han sido significativos, Cuba y EEUU, han restablecido relaciones diplomáticas más de medio siglo después de la ruptura.

Es oportuno señalar que el Papa Francisco, con una visión progresista y social, que adquirió con los jesuitas, además de que es latinoamericano, se ha convertido en un gran motorizador de este proceso de acercamiento y armonía entre estos dos países americanos.

El 18 de septiembre del pasado año 2015, víspera de la llegada de Francisco a la Habana, el presidente de los Estados Unidos, Barack Obama, anunció un conjunto de medidas destinadas a flexibilizar las restricciones financieras y comerciales (embargo) impuestas a la isla luego de la Revolución.

Entre los sectores que se beneficiarán con estas medidas destacan los servicios empresariales, el turismo, las telecomunicaciones, la banca y las remesas.

En ese mismo orden, el presidente de EEUU, Barack Obama, viajó a Cuba en marzo del presente año 2016, conviertiendose en el primer gobernante norteamericano en viajar a la isla luego de la Revolución (1959).

Finalmente se debe recordar que la Iglesia Católica jugó un papel trascendental en la caída del Muro de Berlín (1989) y la reunificación de Alemania (1990).