domingo, 12 de abril de 2015

APERTURA Y TRANSICION EN CUBA

Por Juan González

Los presidentes de EEUU y Cuba se saludan afectuosamente, en el marco de la VII Cumbre de las Américas, más de cinco décadas después de la ruptura de las relaciones diplomáticas entre ambos países.

Sin embargo, es importante resaltar que el año 2013, durante el funeral de Nelson Mandela en Sudáfrica ambos líderes también se saludaron, siendo este  el primer saludo efusivo en público de los mandatarios de ambas naciones.


El ascenso de Raúl Castro como presidente de Cuba en el 2008, indicaba que se avecinaban cambios trascendentales en las relaciones con EEUU,  cambios que no podía llevar a cabo Fidel Castro el principal líder de la revolución y el hombre que dirigió los destinos de la isla por casi 50 años, ya que se iba a percibir como una victoria del gigante del norte en la batalla ideológica librada contra el régimen comunista.

El padecimiento de enfermedades, como el cáncer que fue tratado con efectividad por los médicos de la isla, obligaron a Fidel apartarse del poder, lo que permitió a Raúl ocupar su lugar,  iniciando así una  transición  pacífica y sin trauma en la isla.

Raúl Castro, ha iniciado una serie de reformas en la isla que van desde el desmonte de  los restricciones que tenían los cubanos  para viajar al exterior hasta el fomento de la inversión extranjera y la propiedad privada.

Cabe destacar que Raúl ya anuncio que su gobierno será hasta el 2018, lo que indica que la transición política en Cuba hacía mucho tiempo estaba siendo planificada. Quizás antes de que en 1998, el Papa Juan Pablo II pidiera “que Cuba se abra al mundo y el mundo se abra a Cuba”.

Finalmente, Cuba y EEUU,  anunciaron conjuntamente en diciembre del pasado año 2014 a través de los medios de comunión que trabajan en el restablecimiento de sus relaciones diplomáticas, suspendidas tras la Revolución Cubana en 1959.   Cabe señalar que ambos países  deben negociar temas muy complejos, destacándose las nacionalizaciones  de propiedades que se llevaron a cabo en la isla al inicio de la revolución, la cual afectó  a grandes corporaciones norteamericanas y que reclaman su devolución. En ese mismo orden,  el gobierno cubano exige a EEUU el retorno del territorio de Guantánamo que fue ocupado amparándose en la Enmienda Platt en 1902.


El autor es politologo, analista de temas internacionales.

1 comentario:

Maribel Collado dijo...

Muy bien escrito y de fácil comprensión. Me gustó mucho